812 Superfast, el Ferrari de los 800 CV listo para Ginebra

El motor V12 más potente jamás fabricado por Ferrari para un modelo de producción en serie ya tiene un vano donde situarse. Se trata del 812 Superfast, la nueva berlinetta que la marca de Maranello va a mostrar en el Salón de Ginebra y con la que quiere conmemorar por todo lo alto el 70 aniversario de la fundación de la marca.

El Ferrari más potente y prestacional de la historia contará con el nuevo bloque de doce cillindros en V de 6.5 litros de capacidad y dará el relevo a los F12 berlinetta y F12 tdf poniendo sobre el asfalto nada menos que 800 CV de potencia. Un vehículo muy especial con un significado muy especial, pues vendrá a evocar a aquella mítica serie 12 cilindros con la que oficialmente se inició la historia de la marca en 1947. Y al igual que aquella, el nuevo  812 Superfast se dirige a los clientes más exclusivos del cavallino, aquellos que buscan disfrutar de las más superlativas prestaciones en un vehículo que transmita la máxima deportividad tanto sobre la carretera como en las pistas de competición.  Y, lo más importante,, hacerlo sin renunciar por ello al confort y prestigio que únicamente Ferrari ofrece de un modo tan cautivador.

Dispuesto en posición central delantera, el nuevo bloque ofrece su potencia máxima a 8.500 rpm aportando 123 CV por litro, unos valores tan radicales como su cifra de par máximo, 718 Nm, de la cual entrega el 80 por ciento a partir de las 3.500 rpm. Un abrumador torrente de potencia que permitirá disfrutar de plena fuerza a cualquier régimen de giro del motor arrullados por el envolvente y fascinante sonido que emana de su escape. Su sistema de inyección directa insufla combustible a 350 bar de presión a través de conductos de aspiración de geometría variable, un sistema derivado directamente de los motores de aspiración de la Fórmula 1 que por primera vez Ferrari implanta en un modelo de producción en serie.

El 820 Superfast también incorpora cambio de doble embrague, con una relación específica que permite reducir los tiempos de transición entre marchas y garantizar una excepcionalmente rápida respuesta al acelerador, necesaria para gestionar el potencial de la mecánica, capaz de hacer superar a la berlinetta los 340 km/h de velocidad máxima y alcanzar los 100 km/h desde parado en apenas un suspiro: 2,9 segundos. No en vano, Ferrari ha decidido bautizar al modelo con el nombre Superfast.

Pero aún hay más peculiaridades en el nuevo Ferrari. El 820 Superfast es el primer modelo con el cavallino rampante en el morro que dispondrá de dirección asistida eléctirca (Electric Power Steering - EPS) y también el que lucirá el nuevo color “Rosso setenta anni”, elaborado específicamente para los modelos que se lanzarán con motivo del 70 aniversario de la marca.

Y entre otros sistemas integrados se incluye el sistema Passo Corto Virtuale 2.0 (PCV) que, gracias a la experiencia acumulada en el sistema implementado por primera vez en el F12tdf, ha sido posteriormente evolucionado aumentando la agilidad y reduciendo los tiempos de respuestas de la nueva berlinetta de 12 cilindros.

El 812 Superfast ha sido diseñado en el Centro Estilo de Ferrari y redefine el código de los anteriores  V12 anteriores dotándole de formas y proporciones más modernas y muy deportivas que ratifican el excepcional nivel de prestaciones del vehículo. Su silueta fastback cuenta con dos volúmenes en la parte trasera que recuerdan al 365 GTB de 1969. El diseño del lateral acorta ópticamente la parte posterior y está caracterizado por unos músculos prominentes sobre los pasos de rueda, que confieren al vehículo un sentido de potencia y de agresividad que rinden honor a las prestaciones de su poderosa mecánica doce cilindros. En el diseño de las tomas de aire esculpidas en el capó se integran las ópticas full-LED  integradas ayudando así a destacar la musculatura del frontal y creando un efecto cubierta que envuelve la rueda delantera.

En la trasera la tradición Ferrari se mantiene con la adopción de cuatro faros redondos insertos en un elaborado diseño de líneas horizontales y gran personalidad que aportan fuerza al 812 Superfast al dotarle también desde esta vista una actitud muy imponente y alargada que reduce ópticamente la altura del spoiler y de la cabina. La fusión del estilo con las funciones aerodinámicas adopta aquí soluciones y formas innovadoras

Como en todos los Ferrari, estilo y funciones aerodinámicas se plasman de la mejor manera en soluciones y formas innovadoras. Dos ejemplos son el frontal multifuncional que integra entre otros el ingreso a las puertas dinámicas sobre la parte anterior del fondo, y el guardabarros trasero que presenta un inédito by-pass aerodinámico para incrementar la carga aerodinámica.

En el interior del 812 Superfast el ambiente es aún más marcadamente deportivo de lo habitual, sin perder por ello el refinamiento esencial de la marca. Se incorporan nuevos asientos más ligeros y de optimizada ergonomía. Y como elementos distintivos cuenta con una nueva interfaz hombre-máquina, nuevo volante e instrumentación, junto a los sistemas de info-entretenimiento y climatización de última generación.