Bentley Continental Supersports, pura velocidad y elegancia

La berlina más rápida y potente tiene un nuevo nombre: Bentley Continental Supersports. Nada menos que 336 km/h de velocidad punta con una aceleración 0-100 km/h de apenas 3,5 segundos. La marca de Crowe ofrece desde este mes de enero la berlina cuatro plazas más rápida y potente de cuantas pueden encontrarse en el mercado. Berlina que además tiene en su variante descapotable, el Continental Supersports convertible, el descapotable cuatro plazas más rápido de su segmento, con una capacidad de aceleración 0-100 km/h de apenas 3,9 segundos, que le permiten alcanzar la nada despreciable cifra de 330 km/h de velocidad máxima.

Semejante potencial y capacidad prestacional se consigue gracias al potentísimo motor W12 que Bentley oculta bajo el capó de su renovado Supersports, dotado de nuevos turbocompresores y componentes de alto rendimiento, como el eficaz sistema de reparto del par, que dotan de nueva vida a esta variante del Continental, proporcionando agilidad y potencia a partes iguales. Además, los detalles exclusivos incluidos tanto en su diseño exterior como interior, aportan al Supersports una presencia aún más robusta de la que habitualmente caracteriza al deportivo modelo de Bentley.

Toda la potencia de un súpercoche junto a una experiencia de conducción auténticamente exclusiva que aporta grandes sensaciones al volante sin sacrificar por ello el máximo refinamiento que define el estilo de conducción del Bentley Continental. El Supersports se define como la máxima expresión de un modelo nacido para el segmento de los coches de lujo con la intención de definir y dominar la categoría de los denominados Gran Turismo.

«El nombre Supersports forma parte de la leyenda de Bentley. Desde el primer Supersports de los años veinte hasta el Continental Supersports de 2009, y ahora con la tercera versión de este emblemático modelo, es un nombre que sigue levantando pasiones. Únicamente Bentley podía crear un automóvil que conjugara de esta forma un rendimiento tan espectacular con un lujo insuperable», ha manifestado Wolfgang Dürheimer, presidente y director ejecutivo de Bentley Motors.

El SuperSports combina una exclusiva transmisión con el potente motor W12 para proporcionar una potencia y un par superiores con un rendimiento vertiginoso. Para proporcionar mayor eficiencia y potencia se han rediseñado los turbocompresores y revisado el intercooler. Además, para aprovechar aún más las capacidades de todas estas adiciones, Bentley ha mejorado el cigüeñal del Continental incorporando unos nuevos cojinetes principales y de bielas.

Fruto de estas modificaciones se ganan 80 CV más de potencia y hasta 217 Nm respecto del Supersports de 2009; una mejora del 10% en la relación peso/potencia y de un 25% en la relación par/peso. La velocidad máxima se incrementa en ocho kilómetros por hora más y el tiempo de aceleración 0-100 km/h se reduce en 0,4 segundos.

Además, el Supersports cuenta con un nuevo convertidor de par que, al desactivarse aún más rápidamente, permite a esta versión del Continental aprovechar mejor su elevado par de 1.017 Nm y acelerar con aún mayor velocidad.

Para controlar tan formidable rendimiento, el nuevo Supersports dispone de frenos cerámicos de carbono de alto rendimiento a los que se ha dotado de un mejorado sistema de refrigeración frente al existente en el Supersports hasta ahora conocido. Para ello incorpora los discos de freno de mayor tamaño conocidos hasta el momento en su segmento, que aportan un funcionamiento excepcional y producen un mínimo desgaste incluso cuando se les exige actuar  bajo las condiciones más extremas.

Están ocultos tras las ligeras llantas de 21 pulgadas forjadas en aleación, cuyo peso permite ahorrar hasta 20 kilos en las masas no suspendidas del modelo, cantidad a la que también se suman otros 5 kg adicionales logrados gracias a la incorporación de un nuevo sistema de escape opcional elaborado en de titanio. El nuevo Supersports es aún más ligero que el actual Continental GT actual, modelo cuyo peso ya es de por sí más reducido que el de su predecesor cuatro plazas del 2009.

Por cierto, que el sistema de escape también ha sido rediseñado para ofrecer el característico sonido emitido por los modelos de la marca, sonoridad que contribuye a crear una superior experiencia de conducción a los usuarios de Bentley, que disfrutan de una robusta manejabilidad, a la altura de las expectativas que levanta esta edición del Supersports, dotada con un sistema de reparto del par —especialmente recalibrado para el modelo— a partir del ya conocido que Bentley incorpora en los Continental GT3-Ry

El sistema frena las ruedas traseras y delanteras de forma individual durante la fase de aceleración en la salida de las curvas para elevar el rendimiento, a la vez que mantiene toda la potencia en las ruedas al levantar el pie del freno, para frenar el interior de las ruedas traseras en el trazado de curvas con el fin de ganar agilidad. Además, el sistema está calibrado —sólo para esta versión—  para actuar de forma menos intrusiva con el control de estabilidad, lo que le permite disponer de una respuesta del chasis aún más precisa.

En el nuevo Supersports, la distribución del par se realiza con la habitual preferencia de envío a las ruedas traseras que caracterizan los sistemas de tracción total Bentley. Así, el 60% de la potencia del motor se transmite por lo general a las ruedas traseras, permitiendo lograr mejor equilibrio y disfrutar de mayor capacidad para ajustar la distribución de la potencia entre la parte delantera y trasera en función de la tracción disponible.

Aun así, pese a los esfuerzos realizados para mejorar la dinámica de conducción del Supersports, la configuración de la suspensión dinámica —más baja y rígida— conserva una experiencia a bordo que ofrece todo el refinamiento que los pasajeros precisan para disfrutar de un confort inmejorable en trayectos de largo recorrido.

El nuevo Continental Supersports introduce cambios en su diseño único tanto en el exterior como en su interior que reflejan las significativas mejoras alcanzadas en su rendimiento.

Exteriormente se modifican el parachoques delantero y el trasero introduciendo un elemento divisor y un difusor de fibra de carbono respectivamente. También incorpora nuevas extensiones de los estribos laterales y tomas de aire en el capó, con acabado en fibra de carbono; tomas de aire delanteras en negro brillante y, por último, un nuevo diseño estriado del tubo de escape en negro brillante. Los faros delanteros y traseros están tintados en tonos oscuros y, además, se introducen componentes metálicos con acabado en negro en las rejillas frontales, las luces, el parachoques trasero, los tiradores de las puertas y los marcos de las ventanillas.

Bentley ofrece como opción una combinación en la versión coupé del alerón trasero y el elemento divisor delantero con un diseño más aerodinámico, junto con un nuevo icono de la leyenda Supersports, un novedoso acabado mecanizado brillante en negro para las llantas de aleación forjadas de 21 pulgadas y nuevos emblemas laterales. También se puede disponer de  la cubierta del motor elaborada en fibra de carbono con un acabado brillante que realza aún más las mejoras de rendimiento alcanzadas.

La variante Supersports Convertible permite disfrutar del todo el lujo y el refinamiento de un cupé, además de la exclusividad y libertada de un llamativo descapotable con solo pulsar un botón. Su capota de distintas capas ofrece altos niveles de refinamiento y aislamiento acústico. Soporta sin problemas temperaturas de entre -30 °C y 50 °C o más, resiste la fuerza de las lluvias monzónicas e incluso mantiene en el interior hasta en los días más fríos una cómoda calidez sin corrientes de aire.

Otra de las prácticas características incorporadas es el calientacuellos, que habilita una atractiva y cómoda experiencia de conducción incluso en los días más fríos de la primavera y el otoño. En su interior, toda una gama de detalles personalizados de diseño exalta la experiencia de lujo contemporáneo británico.

Para el interior, Bentley ha creado una combinación única de acabado en tres tonos, siendo este Supersports el primer modelo de esta generación del Continental GT en ofrecerlo. Asientos y paneles de puertas lucen un nuevo diseño de acolchado Alcantara con motivos en forma de rombo. Los paneles del salpicadero son en fibra de carbono con una terminación a  cuadros, y se suman a la lista de diez enchapados y acabados técnicos ya disponibles en la gama del Continental. Muchos elementos se completan con el nuevo pespunteado y personalización en Alcantara del emblema del Supersports y la personalización del volante y del acabado de la exclusiva palanca de cambios.

Y los clientes que deseen personalizar aún más su Supersports tienen a su disposición un paquete de «Especificación X». Este ofrece hasta ocho tratamientos exclusivos de pintura birono, espejos retrovisores y taloneras de la alfombrilla del conductor en fibra de carbono, tubo de escape en titanio (opcional)  y paneles laterales interiores en fibra de carbono  al igual que la cubierta del motor. Se combina con las llantas de 21” forjadas en aluminio y acabadas en negro brillante.  Además, como todos los Bentley, el supersports puede ser aún más personalizado con los artesanos servicios de Mulliner, el departamento de servicios de personalización de la marca que acaba las distintas unidades de forma completamente exclusiva acorde a los gustos de cada cliente.