BMW muestra el concept de su nueva Serie 8

El concurso de Elegancia de Villa d’Este ha sido el marco elegido por BMW para presentar su nuevo concept de la Serie 8, un vehículo que verá la luz a finales de este año en el Salón de Francfort y comenzará su comercialización en 2018, dentro de la mayor ofensiva de nuevos modelos en la historia de la marca bávara.

El Serie 8 Concept es en esencia un coupé moderno dotado de un diseño atractivo y cautivador. El Concept de la marca cumple con la actual estrategia de la marca de mostrar y lanzar lo mejor de sus nuevas series lo primero. BMW quiere aumentar sus ventas y beneficios a la vez que mantener su hegemonía en la categoría Premiun y de vehículos de lujo, y en esta carrera, este nuevo Serie 8 cumple un importante rol.

«En BMW, el número 8 siempre ha representado el culmen del rendimiento deportivo y la exclusividad», explica Harald Krüger, presidente del Consejo de Administración de BMW AG. «El próximo BMW Serie 8 Coupé demostrará que la dinámica de gran precisión y el lujo moderno pueden ir de la mano. Este será el próximo modelo en la ampliación de nuestra oferta de vehículos de lujo y subirá el nivel para el resto de coupés de este segmento. Durante el proceso, reforzaremos nuestra aspiración al liderazgo de la categoría de lujo».

 

Con el Serie 8 Concept, BMW anticipa en buena medida gran parte de lo que está por llegar a su gama. «El BMW Serie 8 Concept es nuestra interpretación de una máquina vigorosa y con una conducción de alta gama», afirma Adrian van Hooydonk, vicepresidente sénior de Diseño de BMW Group. «Es un vehículo deportivo de lujo que representa el dinamismo puro y el lujo moderno como ningún otro. Es una pieza de pura fascinación automovilística»

 

Reconocible de inmediato como un BMW, el Serie 8 Concept enseña las nuevas tendencias de diseño y técnicas de creación que la marca va a imprimir a sus distintas siluetas en los próximos tiempos. «El diseño del BMW Serie 8 Concept supone una interpretación renovada de las señas de estilo de BMW», añade van Hooydonk. «También exhibe un nuevo enfoque del uso de las formas, que se puede apreciar notablemente en las superficies del vehículo. Unas cuantas líneas bien definidas resaltan las superficies despejadas y esculpen con gran nitidez sus volúmenes. Una contundente declaración de estilo en un modelo que rebosa carácter».

 

De reducida altura, la silueta del Serie 8 Concept combina su largo capó largo con una fluida línea del techo configurando una forma dinámica y atractiva a la vista lateral del vehículo, rematada por una zaga dotada de un llamativo movimiento ascendente en su borde más extremo a modo de remate deportivo.

 

La disposición de las superficies y las formas, resulta tan agradable y limpia como impresionante y atractiva, otorgándole una fisonomía moderna y elegante. Toda una promesa visual que anticipa la experiencia dinámica y de conducción que espera a su afortunado conductor.

 

Dos líneas de carácter muy expresivas sirven de borde para una superficie que parece formada por el aire que sale a toda potencia de los Air Breathers, mientras que en la parte posterior, el pronunciado ensanchamiento sobre las ruedas traseras atrae todas las miradas. Las fluidas líneas laterales acentúan el atlético aspecto del BMW Serie 8 Concept, reforzado por las grandes llantas de 21 pulgadas de aleación ligera dotadas de un exclusivo y deportivo diseño de radios múltiples en mezcolanza con elementos aerodinámicos.

 

En el frontal, la gran parrilla delantera, los faros dobles y las grandes entradas de aire crean un diseño aún mas deportivo e impresionante de lo habitual e inaguran un nuevo lenguaje de diseño en la marca. Así, cuenta con las dos parrillas dispuestas en muy baja posición y extendidas ampliamente hacia los extremos del frontal.  Inspiradas en anteriores coupés de  la firma alemana, las parrillas se unen mediante un marco continuo creando un único elemento de gran tamaño. Los perfiles de la parrilla se alargan a medida que se extienden hacia abajo, proporcionando un aspecto aún más dinámico. Las extremadamente finas ópticas láser y la versión hexagonal de los faros «dobles circulares», le otorgan un estilo más centrado al frontal.

 

Entre las grandes entradas de aire del faldón delantero un elemento de fibra de carbono contribuye a enfatizar el carácter deportivo y de alto rendimiento del Serie 8 concept.

 

La trasera presenta una cola de baja altura de formas muy bien esculpidas, que además le aportan una máxima sensación de amplitud al conjunto. Los poderosos arcos de las ruedas anticipan la gran capacidad dinamismo del vehículo enfatizando su propulsión trasera. El estrechamiento en esta zona del habitáculo frente a la mayor anchura de vía ponen el foco de atención particular sobre esta zona del vehículo. Las ópticas traseras, finas y alargadas, se extienden hacia los extremos del vehículo, conectando la zaga con los laterales creando líneas en forma de L hasta sobresalir de la trasera del vehículo y poniendo de relieve la amplitud del coche creando además una poderosa apariencia en la carretera.

 

La fibra de carbono modela un difusor estilizado y oscuro en la sección baja del faldón trasero y las grandes bocas de escape trapezoidales situadas en sus extremos remarcan la elevada experiencia dinámica que es capaz de proporcionar el vehículo.

 

En su interior, todo está centrado en lo primordial: la conducción. El afortunado ocupante de la plaza principal capta de inmediato el ambiente de seguridad que le rodea, esa firme sensación que siempre surge en los coches deportivos. Todo gravita en torno suya. Y las funciones están todas agrupadas en cuadros de control (panel central, consola central), manteniendo las puertas con estructuras de diseño limpias.

 

Obviamente, además su estilo dinámico y lujoso se complementa con exquisitos materiales exclusivos y un diseño Premium de alta gama. Los exclusivos asientos deportivos de diseño estilizado, cuentan con una estructura elaborada en fibra de carbono y están rematados cuero de gran calidad; un lugar perfecto donde sentarse. El volante tiene los radios de aluminio pulido a mano y las levas de cambio tras él están acabadas en rojo anodizado, al igual que las de los coches de competición. Distintas superficies destacadas en fibra de carbono y aluminio pulido a mano crean contrastes deliberados e irradian una sensación técnica y deportiva. La palanca de cambios y el controlador iDrive están elaborados con cristal Swarovski con aspecto de cuarzo ahumado, otorgando al interior un toque exclusivo de estilo moderno y elegante.