Crossland X, el nuevo SUV urbanita de Opel

Opel iniciará a finales de este próximo mes de junio la comercialización del nuevo Crossland X, el nuevo SUV urbanita que la marca recién integrada en el Grupo PSA añade a su gama de crossovers tras el lanzamiento del Mokka X en el segmento B y a la espera del Grandland X, el SUV de gran tamaño que llegará al segmento C a finales de este mismo año 2017.

Disponible desde 18.042 euros, el Crossland X es un modelo atractivo, espacioso y de gran versatilidad, dotado de avanzadas tecnologías, un equipo multimedia de última generación y abundantes sistemas de asistencia y ayuda a la conducción. 

Su carrocería bitono sigue las actuales tendencias de estilo SUV vigentes en el mercado, al que llega pensado especialmente para cubrir la demanda más urbanita del mismo. Al contrario que el reciente Mokka X, el Crossland X no se ofrece con tracción a las cuatro ruedas, dado que está pensado para un uso eminentemente urbano. De ahí sus compactas dimensiones exteriores. Tiene  una longitud total de 4,21 metros, lo que le hace 16 cm más corto que un Astra, modelo al que supera en altura por 10 centímetros hasta alcanzar los 1,65 m. Esto permite que los ocupantes viajen a bordo del Crossland X con los asientos situados a mayor altura, lo que favorece una mejor visión del entorno en general, aumentable aún más gracias al opcional techo panorámico de cristal que Opel ofrece para el modelo. Sus 1,77 m de anchura también le permiten disponer de un amplio espacio interior donde cinco pasajeros pueden viajar cómodamente

Conducir el nuevo Crossland X es más seguro, cómodo y fácil gracias a las tecnologías disponibles a bordo. Opel ha dotado a su nuevo crosover con todo lo necesario... y algo más incluso para el segmento en el que se mueve, aunque nada sobra. Faros de avanzada tecnología LED, Head up display, cámara panorámica de visión trasera, asistente avanzado de aparcamiento, alerta de colisión frontal con detección de peatones, frenada automática de emergencia, aviso al conductor por somnolencia, sistema de mantenimiento de carril, asistente de señales de tráfico, alerta de ángulo muerto, ....

Elementos todos ellos a los que une la cada vez más conocida y demandada conectividad OnStar de Opel, con punto de acceso wifi y otros servicios añadidos, o los sistemas multimedia Apple CarPlay y Android Auto con tecnología IntellliLink, sistema de carga inductiva para smartphones y dispositivos móviles compatibles, y grandes pantallas a color de hasta 8 pulgadas.

Opcionalmente, tanto el Conductor como su acompañante viajaran incluso más cómodos y seguros de lo normal con los ergonómicos asientos certificados por AGR (Campaña Espaldas más saludables), que Opel ofrece en exclusiva dentro de este segmento. Para su equipaje y el del resto de pasajeros, el Crossland X dispone de un maletero de 410 litros de capacidad, ampliables hasta los 520 litros gracias a que puede regularse longitudinalmente la posición del asiento de las plazas traseras, y variar esta en hasta 150 mm, lo que permite adecuar el uso del Crossland X bien a la talla de los pasajeros, bien al mayor volumen de la carga a transportar. Con todos los asientos abatidos, la capacidad de carga alcanza los 1.255 litros.

En el exterior, el Crossland mantiene una propia interpretación de la tradicional mezcla de arte escultural y precisión alemana que caracteriza las creaciones de Opel en cuanto a diseño, con la prominente parrila y el blitz de Opel como elementos invariables. Los habituales revestimientos distintivos de los SUV y el protector plateado en la parte delantera y a lo largo de todos los bajos del vehículo aportan confianza a la vez que una elegancia funcional y deportiva.

En la vista lateral, las marcadas líneas de tensión y el aspecto «flotante¹ del techo dividen claramente la parte superior de la inferior del coche, dotándole de una apariencia aún más alargada. Carrocería y techo se pueden elegir en distintos colores de acabado. Las ventanillas cuentan con un contorno cromado que adopta una línea descendente hacia la zaga, que cuenta con un diseño rotundo y prominente, toda una declaración de su pertenencia al segmento SUV que se reafirma además con una más que visible protección de los bajos.

El diseño escultural y preciso característico de Opel también está presente en el interior del Crossland. El panel de instrumentos y la consola central están claramente estructurados y alineados horizontalmente hacia el conductor.

Como centro de control del conductor, el salpicadero realza la sensación de conducción activa. Hay disponible una amplia gama de motores que van desde gasolina a diésel y GLP que pueden acoplarse a transmisiones manuales y automáticas para garantizar una conducción eficiente.

Los viajes se pueden realizar de forma mucho más cómoda y segura con las numerosas modernas tecnologías y sistemas de asistencia disponibles para el nuevo Opel Crossland X. El innovador Sistema de Iluminación Adaptativa (AFL) con faros LED, asegura una increíble visibilidad en la oscuridad. La pantalla de proyección (Head-up Display) opcional reduce el riesgo de distracciones y proyecta los datos más importantes relativos a velocidad, navegación y sistemas de asistencia en la misma línea de visión del conductor.

La cámara frontal de seguridad Opel Eye procesa diferentes datos que se utilizan en los sistemas de asistencia al conductor, como el Reconocimiento de Señales de Tráfico y el Sistema de Mantenimiento de Carril. Si el sistema detecta que se abandona de forma no intencionada el carril por el que se circula, avisa al conductor mediante una señal visual y acústica. El Control de Velocidad de Crucero con Limitador de Velocidad hace también que la conducción sea más agradable. La Alerta de Colisión Frontal con Detección de Peatones y Frenada Automática de Emergencia ayuda a evitar accidentes, y se combina con un sistema especial de Alerta al Conductor por Somnolencia.

El Crossland X también incorpora Cámara Panorámica de Visión Trasera, que aumenta el ángulo de visión de la parte trasera del coche hasta los 180º. Por otra parte, la última generación del Asistente Avanzado de Aparcamiento facilita aún más el aparcamiento. Identifica los sitios de aparcamiento adecuados y mete y saca el vehículo de la plaza automáticamente. En ambos casos, el conductor sólo ha de manejar los pedales. Y, durante los meses de invierno, el volante y el parabrisas calefactables incrementan el confort y la seguridad.

El nuevo Opel Crossland X llega al mercado con un precio de salida muy atractivo. El crossover compacto y ultra-versátil se puede pedir a partir de solo 18.042€ (PVP recomendado de venta en España con impuestos incluidos). El recién llegado estará en la red de concesionarios españoles a partir de finales de junio.