Niro, nuevo crossover híbrido de Kia

Presentado con motivo del pasado Salón de Ginebra, Kia ha lanzado recientemente en el mercado español su nuevo crossover híbrido de bajas emisiones, el nuevo Niro, que constituye el primer desarrollo sobre la nueva plataforma específica para vehículos ecológicos de Kia. A la ya conocida utilidad práctica y el atractivo del espacio que facilitan los crossover, Kia añade ahora la mayor economía de consumo que ofrece su sistema híbrido de propulsión en el Niro un vehículo desarrollado partiendo desde cero como un modelo híbrido.

La nueva plataforma del Niro se ha desarrollado independientemente de la de los demás modelos de la marca coreana. Está pensada para ser dotada con una serie de tecnologías medioambientales y con una nueva generación de sistemas de propulsión. En el caso del nuevo Niro, este consiste en un motor gasolina 1.6 GDI de inyección directa, que trabaja en combinación con una batería de iones de polímero de litio, un motor eléctrico de 32 kW y una caja de cambios de doble embrague y seis velocidades. En esta unidad de potencia, el Niro ofrece unas emisiones de CO2 de  88 g/km* (en el ciclo combinado), y un consumo únicamente de 3,8 litros a los 100 km.

Producido en la factoría de Kia en Hwasung, Corea, el Niro se pondrá a la venta en España durante el próximo mes de septiembre 2016 a partir de 25.400 euros (precio final recomendado) Al igual que todos los modelos de la marca a la venta en Europa, contará con la garantía de 7 años o 150.000 km. 

Según Michael Cole, Director Jefe de Operaciones de Kia Motors Europa, El Kia Niro ofrece una combinación entre la utilidad práctica de un crossover, el diseño moderno característico de Kia y la eficiencia de un sistema de propulsión híbrido. El Niro llena un hueco existente en el mercado con un crossover de bajas emisiones bajas y atraerá a un grupo muy amplio de clientes europeos.”

El Niro permitirá que Kia satisfaga la creciente demanda de vehículos de propulsión alternativa, ayudándonos a cumplir nuestro objetivo para 2020 de reducir el consumo de la flota en un 25% con relación a los valores de 2014.”

El estilo del Niro no tiene precedentes en la gama Kia. Ofrece una forma completamente nueva que ha sido desarrollada por los centros de diseño Kia en California (EEUU) y Namyang (Corea). Este nuevo diseño se distingue por el encanto de la funcionalidad y la estética de un crossover compacto, con una carrocería afinada y aerodinámica de superficies sutilmente esculpidas.

La aerodinámica silueta conforma un crossover de superficies con suaves relieves y líneas afinadas y modernas, en las que el Niro se reconoce al instante como un Kia, incorporando la más reciente evolución de la característica parrilla “tiger-nose”  de Kia, así como otros rasgos característicos Kía, como el ancho pilar C, y otras claves propias del diseño de los productos de la marca coreana.

De tamaño compacto, el Niro aporta suaves y afinadas proporciones y una relativamente ancha planta que inspira estabilidad gracias a su bajo centro de gravedad. Cuenta con un capó relativamente largo, cortos voladizos, grupos ópticos elevados y una línea de hombros ascendente que le aportan una presencia de crossover atlético. La silueta del Niro desciende ligera y progresivamente hacia la parte trasera para acaba en un sutil spoiler de techo que corona una zaga en la que destacan unos pilotos en posición elevada y un paragolpes que sobresale. Los robustos pasos de rueda, traslada un gran volumen visual hacia los tres cuartos traseros.

Diseñado para lograr una gran eficiencia aerodinámica, el Niro alcanza un coeficiente aerodinámico Cx de 0,29. Su generosa distancia entre ejes (2.700 mm) y los cortos voladizos delantero y trasero  (870 y 785 mm, respectivamente) facilitan una amplio espacio interior a los ocupantes.

Por su tamaño, el Niro ocupa un nuevo espacio en la gama Kia. Mide 4.355 mm de largo, 1.805 mm de ancho y 1.535 mm de alto; es, por tanto, más pequeño que el nuevo Sportage y su planta mayor que la de un cee’d cinco puertas. En nuestro mercado, la gama del Niro se venderá en hasta ocho colores diferentes y con una selección de llantas de 16 y 18 pulgadas en distintos diseños.

En el interior de su habitáculo, los diseñadores de la marca se han preocupado por crear un ambiente  que aporte gran sensación de espacio y modernidad, utilizando para ello materiales de calidad y tacto blando por todo el habitáculo. En el ambiente predomina el color negro, en combinación con la tapicería de tela, mixta (tela + piel sintética)  o íntegramente de piel que se utiliza para los asientos.

 

Lo primero que llama la atención es el salpicadero, de gran anchura gracias a un diseño que prolonga sus líneas horizontales bien definidas haciendo que recorran el habitáculo y que además separan las diferentes áreas del salpicadero posicionando la instrumentación y el interfaz HMI en el mismo plano horizontal. Bajo este plano hay dispuesta una columna de controles en la que aparecen  los mandos de calefacción, ventilación y otros selectores para sistemas clave de asistencia al conductor. Esta consola central está ligeramente orientada hacia el conductor.

 

En el centro del salpicadero está la última versión de interfaz HMI de Kia (Human Machine Interface) y un sistema de infotainment  con una pantalla táctil de 7,0 u 8,0 pulgadas, con navegador opcional. Ambos sistemas tienen conexión Bluetooth para smartphones y dispositivos de audio, radio digital DAB y un equipo de sonido con seis altavoces. Los amantes de la música pueden encargar un equipo JBL de ocho altavoces, 320 W de potencia, amplificador externo.

El Niro contará con el sistema Kia Connected Services, provisto por TomTom. Este nuevo conjunto de funciones de conectividad ofrece a los conductores una amplia gama de informaciones actualizadas, como actualizaciones de tráfico en tiempo real, alerta de controles de velocidad ,búsqueda local de puntos de interés y previsiones meteorológicas. Disponible en los coches con navegador, los Connected Services de Kia serán gratuitos para el cliente durante los siete años posteriores a la compra del coche.

El Niro también será el primer modelo de Kia con Android Auto, diseñado para funcionar con teléfonos con Android 5.0 (Lollipop) o superior. Disponible desde el lanzamiento, Android Auto se conecta con el teléfono del usuario para poder acceder a las aplicaciones y las funciones del smartphone mediante el sistema de infoentretenimiento a bordo, como navegación guiada por voz de Google Maps, llamadas y texto con manos libres y reconocimiento de voz. Android Auto también hace posible que los usuarios reproduzcan música desde Google Play Music. El sistema minimiza las distracciones y permiten que el conductor, en todo momento, mantenga la vista en la carretera y las manos en el volante.

De acuerdo con la tendencia siempre creciente de utilizar el smartphone, el Kia Niro cuenta en la versión Emotion con cargador sin cables para dispositivos móviles, situado en la base de la consola central. Los usuarios pueden utilizar este cargador sin cables de 5 W durante la marcha. Se activa cuando el sistema de detección de objetos externos detecta un dispositivo compatible en la consola; también advierte al usuario si este se deja ahí el teléfono al abandonar el coche. El proceso de carga se puede ver en la instrumentación y dispone de un sistema de seguridad que evita el sobrecalentamiento cuando se utiliza.

Los esfuerzos de los equipos de desarrollo del Niro EHV se han centrado en obtener la máxima economía de consumo, buscando situar al modelo como referencia en el segmento de los crossover compactos. El Kia Niro combina su elegante diseño con unas bajas emisiones de 88 g/km de CO2 (en el ciclo combinado) y una gran economía de consumo. Equipado con llantas de aleación de 16 pulgadas ofrece cifras de consumo de apenas 3,8 l/100 km en los ciclos combinado y urbano NEDC, y de 4,4 l/100 km en el caso de las unidades equipadas con llantas de 18 pulgadas.

 

El Niro híbrido, que ha seguido un proceso de desarrollo específico dentro de la gama Kia, consigue sus impresionantes valores de emisiones y consumo gracias al sistema de propulsión híbrido de tamaño reducido del que dispone. Combina el motor Kappa 1.6 litros GDI de inyección directa gasolina de Kia, que aporta 105 CV de potencia y 147 Nm de par, con un motor eléctrico de 32 kW y una batería de polímeros de ion-litio de 1,56 kWh. La potencia combinada del sistema, 141 CV en total, se transmite a la carretera mediante una moderna caja de cambios de doble embrague y seis velocidades (6DCT) de gran rendimiento, con un par máximo de 265 Nm  disponible en primera velocidad para una aceleración poderosa desde parado.

 

En este nuevo motor Kia combina por primera vez con el ciclo Atkinson sistemas como la recirculación de gases de escape refrigerada (EGR), la inyección directa de gasolina (GDI) y una carrera del pistón muy larga con un diámetro estrecho de los cilindros para maximizar con todo ello el rendimiento térmico. La eficiencia y las emisiones están asimismo mejoradas gracias al sistema de recuperación de calor del escape, que acelera la fase de calentamiento del motor porque conduce el refrigerante hacia un intercambiador de calor en el sistema de escape.

La caja de cambios es la última versión de la 6DCT de Kia, desarrollada a partir de la misma arquitectura eficiente del cambio 7DCT de Kia desarrollada internamente para el recientemente actualizado Kia cee’d. La caja 6DCT se ha rediseñado su aplicación específica en el avanzado sistema de propulsión del Niro. Proporciona una respuesta más directa e inmediata y permite ofrecer una conducción más divertida que los tradicionales cambios de variador continuo e-CVT. La caja 6DCT del Niro puede cambiar de marcha automáticamente, pero permite a aquellos conductores más entusiastas mover la palanca hacia ellos y seleccionar el modo Manual Sports para gestionar los cambios de marcha manualmente.

Para poder utilizar la caja 6DCT en el Niro, su disposición y los ejes de engranajes se han rediseñado, buscando aligerar su peso y reducir su tamaño. Rodamientos de baja fricción y un fluido de transmisión poco viscoso ayudan a reducir los rozamientos mecánicos en su interior, permitiendo un tiempo de respuesta más rápido y reduciendo la rumorosidad mecánica de su funcionamiento.

Para que la caja DCT trabaje mejor dentro del sistema de propulsión híbrido, los ingenieros de Kia han desarrollado un nuevo sistema de gestión eléctrico, TMED (Transmission-Mounted Electric Device) que se integra en la caja de cambios. El TMED permite que la plena potencia del motor térmico y el eléctrico se transmitan en paralelo a la caja de cambios, con una mínima pérdida de energía. Esto difiere de los habituales sistemas de potencia dividida en los que parte de la potencia del motor térmico se transmite a través del motor eléctrico, con la consiguiente pérdida de energía por conversión típica de los sistemas de  variador continúo e-CVT. La aplicación del nuevo TMED también permite que el sistema híbrido utilice la potencia de la batería directamente a velocidad alta, lo que mejora la respuesta al acelerador.

La batería de polímeros de iones litio de 1,56 kWh es la más ligera y eficiente de cuantas ha utilizado Kia hasta el momento, con un 50 por ciento más de densidad de energía  y un 13 por ciento más de eficiencia energética que las baterías de los principales rivales. Con sólo 33 kg de peso y un avanzado relé de potencia, la batería del Niro puede regenerar energía eléctrica durante la deceleración.

Para incorporarlo en el Niro con vistas a su comercialización en los mercados europeos, Kia está desarrollando el Eco-DAS (Eco-Driving Assistant System), un nuevo sistema de ayuda a la conducción eficiente que combina dos tecnologías, la guía para el control de avance por inercia (Coasting Guide Control-CGC) y el control predictivo de eficiencia (Predictive Energy Control-PEC), para conservar y recuperar energía eléctrica en todas las situaciones de conducción). Ambas tecnologías tienen como objetivo maximizar el rendimiento de combustible, para lo que sugiere al conductor los momentos donde acelerar, rodar o frenar.

El CGC aisa al conductor del mejor momento para dejar de pisar el acelerador y desplazarse por inercia hasta un cruce, permitiendo así que la batería se regenere durante la deceleración. Esto también facilita que el conductor frene más tarde, reduciendo de este modo la posibilidad de que el conductor tenga que detenerse en el cruce y gaste más carburante al volver a acelerar desde parado. El CGC funciona a ciertas velocidades cuando se fija un destino en el navegador y avisa al conductor sobre cuándo avanzar por inercia mediante un pequeño icono en la instrumentación.

El Control Predictivo de Eficiencia (PEC), usa los sistemas de navegación y control de crucero para anticipar los cambios topográficos en la carretera (subidas y bajadas) para determinar qué condiciones son óptimas para recargar la batería

Desarrollado de forma independiente de otros modelos Kia, el Niro cuenta con una plataforma de elementos significativamente rediseñada en relación a los modelos existentes. Esta plataforma se adecua al conjunto de tecnologías híbridas específicas del Niro, y su programa global de desarrollo y evaluación ha buscado asegurar que ofrece a los clientes el confort de suspensión, placer de conducción y l estabilidad que se espera de un modelo de la marca coreana.

En el eje delantero, el Niro recurre al clásico esquema de suspensión independiente MacPherson, ajustada para ofrecer el mejor tacto de dirección, reacciones inmediatas a los movimientos del volante y estabilidad a gran velocidad. Para el trasero monta un esquema también independiente, de tipo multibrazo con dos brazos inferiores. El resultado es una elevado confort de marcha confortable en todas las condiciones, en el que cada rueda absorbe de modo independientemente baches o golpes, al tiempo que asegura una gran estabilidad y agilidad, y con una mayor huella de contacto del neumático en curva que  la de la tradicional suspensión de eje torsional que montan muchos rivales en el segmento de los crossover compactos y de los híbridos.

El tacto de los frenos también ha sido objeto de estudio preferente por parte de los ingenieros de Kia. Aplicando las lecciones aprendidas en el desarrollo de dos generaciones del Optima Híbrido y en el del eléctrico Soul EV, han diseñado el sistema de frenada regenerativa del Niro para que se combine uniformemente con los frenos hidráulicos de fricción. Consecuentemente, la deceleración se siente de forma más consistente y lineal que en otros híbridos.

El Niro también incluye los últimos sistemas electrónicos de ayuda a la conducción incorporados en otros modelos de la marca, como el Sistema de Gestión de Estabilidad de Kia y el programa electrónico de estabilidad (ESC), que proporcionan estabilidad, tracción y seguridad en todas las condiciones.

Como híbrido, es importante que el Niro permanezca silencioso cuando está funcionando el motor 1.6 GDI. Para evitar la penetración en el habitáculo de ruido procedente del motor incorpora nuevos soportes asimétricos de diseño específico que minimizan los movimientos del motor en cada punto del bastidor, aislante de alta densidad bajo el capó y una barrera acústica con una estructura de soporte especial que mejora el sonido al acelerar, dentro del rango más frecuente de régimen del motor.

Para que el ruido de rodadura sea lo más uniforme posible independientemente de la supericie de la carretera sobre la que se ruede, se ha buscado minimizar este mediante la adopción en el subchasis delantero de nuevos casquillos rígidos y muy aislantes. También se ha aplicado un aislamiento adicional en la base de los pilares A y B, y los pasos de rueda traseros están elaborados con acero de alta resistencia para reducir las posibles transferencias de ruido y vibraciones desde la parte trasera.

Y para suprimir en lo posible el ruido aerodinámico, en especial a alta velocidad, el Niro monta cristales aislantes acústicamente y una cubierta sobre los limpiaparabrisas para limitar la turbulencia del aire en la base del parabrisas, así como se ha perfilado el diseño de los retrovisores y cubierto los anclajes de las barras de techo.

Su larga batalla (2.700 mm) contribuye a que las dimensiones interiores sean generosas para todos los ocupantes, con hasta 1.059 mm de espacio para las piernas delante y 950 mm detrás. La anchura exterior de 1.805 mm proporciona un amplio espacio interior a la altura de los hombros: 1.423 mm delante y 1.402 mm detrás. En cuanto a la altura interior, todos los pasajeros disponen de máximo espacio para la cabeza: 1.018 mm delante y 993 detrás, medidas superiores a las de sus rivales e incluso que a la de la mayoría de los SUV del segmento C.

Por su formato crossover, los asientos de todos los ocupantes están ligeramente más elevados y la distancia al suelo es algo mayor que la de modelos rivales híbridos y de cinco puertas, lo que facilita el acceso y proporciona un puesto de conducción más relajado y confortable.

La capacidad de carga no queda comprometida por la ubicación del sistema de propulsión híbrido. El maletero acepta volúmenes de hasta 421 l (VDA), sin denotar intrusión de la batería en sus formas. La propia batería está colocada bajo el asiento trasero para que el espacio del maletero sea el mayor posible acorde a sus compactas dimensiones exteriores. La rueda de repuesto va alojada bajo el suelo de la zona de carga y el depósito de gasolina —de 45 l de capacidad— bajo el asiento trasero, junto a la batería. Pese a ser un vehículo híbrido, el Niro dispondrá, a finales de este mismo año, de una opción de remolque con freno para tirar de cargas de hasta 1.300 kg.

El Niro acredita la reputación de Kia de fabricar modelos muy seguros en la carretera, con unos estándares muy altos de seguridad en caso de choque para los ocupantes y los pasajeros. Desarrollado para responder a las exigencias de las más rigurosas y severas pruebas de choque en todo el mundo, el Niro se caracteriza por un bastidor resistente, un gran despliegue de equipamiento de seguridad pasiva, las últimas tecnologías de seguridad activa y autónomas para evitar riesgos.

La estructura del Kia Niro es particularmente fuerte, una plataforma hecha a medida con una gran proporción de acero reforzado de alta tensión (Advanced High Strength Steel AHSS). Además de mejorar la seguridad, el generoso uso del AHSS ayudará a alcanzar el objetivo de una reducción de un 5% en el peso de los nuevos modelos de 2020, comparados con los niveles de 2014.

El 53% del bastidor está hecho con el robusto y ligero AHSS, mientras que se utiliza aluminio para el capó, el panel del portón, la viga interior tras el paragolpes delantero y varios elementos del chasis, incluidos los bujes delantero y trasero, los brazos inferiores de la suspensión delantera y las pinzas de freno. Incluso el pedal del freno de estacionamiento contribuye al ahorro de peso porque está hecho de plástico reforzado con fibra (FRP).

Un acero estampado en caliente se usa también para reforzar el interior, en especial los pilares A y B, las barras del techo y los pasos de rueda. Con estos materiales, el Niro tiene un alto grado de rigidez torsional y puede distribuir de forma efectiva las fuerzas de un impacto alrededor del bastidor, para una máxima protección de los ocupantes.

El Niro está equipado de serie con siete airbags para una óptima seguridad pasiva de los ocupantes: para el conductor y el pasajero delantero, para las rodillas del conductor, laterales en los asientos delanteros y de cortina para las dos filas de asientos. También son de serie los anclajes para sillas de niño ISOFIX en la segunda fila de asientos, para la seguridad de los niños.

Se espera que el nuevo Niro obtenga unos resultados muy buenos en la categoría de asistencia a la conducción de Euro NCAP, cuya importancia es cada vez mayor, que analiza las últimas tecnologías de seguridad activa diseñadas para evitar o limitar el efecto de una colisión.

El sistema de Gestión de Estabilidad (VSM) de Kia está presente de serie, lo que asegura la estabilidad en frenada y en curva mediante el Programa Electrónico de Estabilidad (Electronic Stability Control ESC) y la asistencia eléctrica de la dirección. Si el sistema detecta una pérdida de tracción, el VSM ayuda al conductor a mantener un control seguro del coche.

El Niro estará disponible con una serie de dispositivos para evitar riesgos, entre los que se incluyen (según versiones) entre otros elementos Sistema de asistencia de frenada de emergencia  (Colisión frontal AEB), Control de crucero adaptativo (Advanced Smart Cruise Control SCC), Aviso de Cambio Involuntario de Carril (Lane Departure Warning System LDWS), Sistema de Asistencia de mantenimiento en carril (Lane Keeping Assist System LKAS), Sistema de detección de ángulo muerto (Blind Spot Detection BSD), Alerta de tráfico trasero (Rear Cross Traffic Alert RCTA), etcétera.