Nuevo Kia Rio

Kia ha presentado la cuarta generación de su modelo más vendido, el Kia Rio en el Salón del Automóvil de Paris. El Río, que llegará a los mercados europeos —entre ellos el español— , durante el primer trimestre de 2017, entra de lleno en el segmento B dotado esta vez con un nuevo diseño más atractivo y dotado de una gran funcionalidad y confort a bordo así como con avanzadas tecnologías de seguridad,  nuevos sistemas de conectividad y una conducción más gratificante.

Según Michael Cole, Director de Operaciones de Kia Motors Europa “El Rio es un modelo de gran importancia para Kia. Es la puerta de entrada a la marca. El Rio siempre ha ofrecido un diseño atractivo, un bajo coste de utilización y una funcionalidad natural. El nuevo modelo ha sido concebido bajo estos puntos claves, para ofrecer mayor atractivo, una conducción más divertida y los sistemas de seguridad más avanzados de su categoría." Kia prevé que el nuevo Rio atraerá a más de 100.000 clientes en su primer año de ventas. Esto le situará al Rio como uno de los modelos del fabricante coreano de mayor éxito en Europa, junto a los Sportage y cee’d.

Producido en la planta de Kia en Sohari, Corea, han sido los centros de Alemania y California quienes han dirigido el desarrollo de su diseño exterior e interior, colaborando estrechamente con el cuartel general de diseño de la compañía en Namyang, Corea. Su imagen viene definida por líneas rectas y superficies sutiles que le dan un aspecto nuevo, diferenciador y un carácter más maduro que su predecesor.

En el frontal, el Rio presenta la última evolución de la parrilla "tiger-nose" de Kia, ahora más fina en altura y más ancha a lo largo del frontal, con una cubierta de la rejilla en color negro brillante. La parrilla está integrada con los grupos ópticos de nuevo diseño, más esculpidos para tener una imagen nítida y con una firma luminosa LED en forma de U. Las luces de niebla delanteras del Rio se han movido hacia el exterior y hacia arriba en el paragolpes, comparadas con la posición que tenían en la tercera generación del modelo, esto añade más anchura visual al conjunto y da al coche una sensación general de mayor fuerza. Sobre el capó, más largo, resaltan unas nervaduras que lo recorren desde los pilares A hasta los faros y la parrilla.

De perfil, la cuarta generación del Rio presenta una estampa alargada y más equilibrada, debido a un largo capó, un voladizo delantero mayor, un aumento de 10 mm en la batalla (hasta 2.580 mm), un voladizo trasero más corto, un pilar C más fino y menos inclinado. En conjunto es 15 mm más largo que su predecesor (ahora 4.065 mm) y tiene 5 mm menos de altura (hasta 1.450 mm). Unas líneas rectas y claramente definidas recorren el coche a la altura de los hombros y sobre las puertas, lo que refuerza una imagen más estable y segura del coche.

La parte trasera del Rio ahora está menos inclinada, con una luneta casi vertical y un voladizo más corto. La línea recta que recorre el coche desde la parrilla, a través de los faros y sobre la parte superior de las puertas, continúa alrededor de la parte trasera, se integra con unos pilotos traseros más finos y esculpidos, ahora con la nueva firma luminosa de LED en forma de flecha. Como ocurre en el frontal, más ancho, el diseño trasero del nuevo Rio también dota al vehículo de una apariencia general más poderosa.

Cuando el nuevo Rio salga a la venta en Europa durante el primer trimestre del 2017, llegará a los distintos mercados con una gama de ocho colores de carrocería y de tres diseños para las llantas de aleación, que abarcan desde 15 hasta 17 pulgadas de diámetro. El Rio se venderá en Europa con carrocería hatchback de cinco puertas.

Diseño interior: habitáculo moderno con HMI flotante

El nuevo Kia Rio se distingue por un habitáculo moderno, con formas más esculpidas y una disposición más ergonómica que su predecesor. Además, está concebido para albergar una nueva gama de tecnologías.

Como en el exterior, líneas rectas recorren el salpicadero a lo ancho y da forma al interior, dándole una apariencia más amplia y una sensación de mayor espacio para los ocupantes.

Las salidas de aire horizontales otorgan una mayor amplitud visual al habitáculo, en combinación con las líneas rectas que marcan la forma del salpicadero y que reemplazan las salidas de ventilación verticales de la tercera generación. La sección central del salpicadero está acabada en negro brillante.

El salpicadero está ahora orientado hacia el conductor, una disposición que proporciona un ambiente más deportivo, enfocado a la conducción y con un carácter premium. En el centro hay un nuevo sistema de infoentretenimiento, un HMI (interfaz hombre máquina) "flotante" con una pantalla táctil de alta resolución de 5,0 pulgadas. Por debajo del HMI, la consola orientada al conductor tiene menos botones y, para controlar la calefacción y la ventilación, una disposición más ergonómica con interruptores cóncavos y mandos giratorios.

El nuevo Rio está dotado con tecnologías que realzan el atractivo del habitáculo. Diseñado para dar a los usuarios un mayor confort y funcionalidad, el nuevo modelo está disponible con acceso y arranque sin llave, automatismo para el limpiaparabrisas y encendido de las luces. También estará disponible con Control de Crucero (Automatic Cruise Control ACC), limitador de velocidad, y ayuda al aparcamiento trasero con cámara (más información sobre sistemas de seguridad en el epígrafe "Seguridad").

El Rio tendrá el habitáculo más espacioso y uno de los maleteros de mayor volumen (325 l) entre los coches de su categoría; la funcionalidad ha sido uno de los aspectos clave para los equipos de ingeniería y desarrollo.

El aumento de 10 mm en la batalla y 15 mm en la longitud contribuyen a incrementar el espacio del habitáculo y del maletero. El espacio para las piernas crece hasta 1.120 mm delante y 770 mm detrás, mientras que el espacio para hombros es mayor que en la mayoría de los coches de su clase: 1.375 mm delante y 1.355 detrás. Aunque el nuevo Rio es 5 mm más bajo que el anterior, el espacio para la cabeza delante y detrás (1.021 mm y 966 mm respectivamente) está entre los mejores del segmento B.

Estas mejoras en el espacio interior son producto de una serie de cambios del Rio en su conjunto: un guarnecido de las puertas con un perfil rediseñado, la adopción de nuevos materiales para superficie interior del techo y cambios en la forma del salpicadero, así como modificaciones significativas en el bastidor, como el aumento de distancia entre ejes.

Unos pilares C que son 87 mm más finos y los espejos retrovisores recolocados (ahora en la base de los pilares A) ayudan a minimizar los ángulos muertos del conductor y mejorar la visibilidad. La base de las ventanillas más baja y nuevos cristales por detrás de las ventanillas traseras también da una mejor visión del exterior al conductor y los pasajeros.

El habitáculo del Rio ofrece más espacios de almacenamiento que antes. En la base de la consola central hay una doble bandeja para dispositivos móviles u otros objetos pequeños, en el techo existe un hueco para guardar unas gafas de sol y la guantera tiene un espacio único. Hay huecos para botellas en cada puerta (caben envases de 1,5 l en las delanteras y de 0,5 l en las traseras) y dos grandes portabebidas en la parte delantera. Las puertas tienen incorporados huecos con fondo en sus asideros, muy útiles para dejar cosas como el teléfono o monedas. Opcionalmente habrá un reposabrazos que añade más espacios de almacenamiento al interior.

Con un volumen de maletero 37 l mayor (un 13% más) alcanza 325 l VDA, lo que le posiciona entre los mejores de su categoría. El Rio tiene este espacio extra a pesar de que el voladizo trasero es 15 mm menor (655 mm), un elemento clave en el nuevo diseño del coche. Por primera vez, el nuevo Rio está dotado con un suelo del maletero de dos niveles, que permite a los propietarios cambiar la altura desde el suelo del maletero para alojar objetos debajo y evitar que rueden o mantenerlos fuera de la vista. El Rio está equipado de serie con un respaldo trasero abatible dividido y rueda de repuesto.

El depósito de carburante, ubicado bajo la banqueta trasera, tiene 45 l de capacidad, dos más que en el modelo anterior.

Motorizaciones: eficientes nuevos motores T-GDI con bajas emisiones y respuesta instantánea

Cuando esté a la venta en 2017, el nuevo Kia Rio estará propulsado por una gama de diferentes motores de gasolina y diésel, todos ellos de alto rendimiento y con una enérgica aceleración.

El creciente deseo de los conductores por motores de tamaño reducido y turboalimentados ha llevado a Kia a optar por los últimos motores T-GDI (turbo gasoline direct injection) de tres cilindros y 1,0 l. Este compacto y ligero motor se introdujo por primera vez en el renovado Kia cee’d de 2015 y se espera que registre la mayoría de las ventas en el Rio tras su lanzamiento. Además de ofrecer un alto rendimiento y bajas emisiones, la ligereza del nuevo T-GDI beneficia la agilidad del Rio porque hay menos masa e inercia en curva.

Los clientes que se decidan por el Rio con el motor T-GDI de 1,0 l pueden escoger entre una potencia máxima de 100 o de 120 CV. El motor de 100 CV alcanza la potencia máxima a 4.500 rpm y 172 Nm de par entre 1.500 y 4.000 rpm. El motor más potente, de 120 CV, produce el mismo par máximo y en el mismo margen de régimen y la potencia máxima a un régimen mayor: 6.000 rpm. Ambos motores están en las últimas fases de desarrollo y se espera que sus emisiones de CO2 estén por debajo de 100 g/km (en el ciclo combinado NEDC). El sistema automático de parada y arranque del Rio (Intelligent Stop & Go ISG) proporcionará unas emisiones aún menores, pendientes de la homologación.

Junto con el motor T-GDI de 1,0 l, el Rio se ofrecerá con el motor de gasolina atmosférico MPI (inyección multipunto) de 1,25 l y 84 CV que alcanza su potencia máxima a 6.000 rpm y un par máximo de 122 Nm a 4.000 rpm;. A falta de las pruebas finales de homologación, se espera que este motor tenga unas emisiones de CO2 por debajo de 120 g/km.

Para quien busque unas emisiones aún más bajas, el nuevo Rio también se venderá con un motor diésel de 1,4 l con 70 ó 90 CV. En cualquiera de sus dos versiones, el motor diésel de 1,4 l será capaz de tener las emisiones de CO2 más bajas en la gama Rio; los ingenieros de Kia tienen como objetivo unas emisiones de CO2 por debajo de 90 g/km, con ISG o sin él.

Todos los motores aplican la potencia a las ruedas delanteras, bien a través de una caja de cambios manual de cinco velocidades para los motores de gasolina de 1,25 l y T-GDI de 100 CV, o bien de seis velocidades para el T-GDI 1,0 l más potente de 120 CV y los dos diésel.

Seguridad: tecnologías de asistencia ADAS y cinco estrellas Euro NCAP como objetivo

Cuando esté a la venta, el nuevo Rio será uno de los coches más seguros de su clase, provisto con un conjunto de sistemas avanzados de asistencia a la conducción de Kia (Advanced Driver Assistance Systems, ADAS). El nuevo Rio está construido sobre un bastidor de acero reforzado de alta resistencia, presenta un amplio equipamiento de seguridad pasiva y se ha concebido con arreglo a las pruebas de choque más exigentes de todo el mundo.

Con el objetivo de lograr cinco estrellas en las pruebas de choque Euro NCAP con los sistemas ADAS opcionales, el Rio será el primer modelo del segmento B con el sistema de asistencia a la frenada de emergencia (Autonomous Emergency Braking AEB) con reconocimiento de peatones. El sistema AEB del Rio utiliza un sistema de detección con un radar de largo alcance para prever posibles colisiones con otros vehículos o con peatones y ayuda a detener el coche por completo ó mitigar el efecto de la colisión en caso que esta sea inevitable*. El sistema de asistencia de mantenimiento de carril (Lane Departure Warning System LDWS) avisa al conductor si se sale de carril sin accionar un intermitente.

El bastidor del nuevo Rio está fabricado con una significativa proporción de acero reforzado de alta resistencia (Advanced High Strength Steel AHSS). Además de mejorar la seguridad, este generoso uso del AHSS es parte de un gran esfuerzo de Kia para conseguir una reducción del 5% en el peso medio de los coches nuevos en 2020, comparado con el de 2014. El 51% del bastidor del nuevo Rio está hecho con este resistente y ligero material, proporción que era del 33% en la tercera generación de este modelo.

La mayor aplicación del AHSS ha reforzado la seguridad para los pasajeros; esto aumenta la seguridad y distribuye de una manera más efectiva las fuerzas de impacto. Se ha utilizado este resistente acero para reforzar los pilares A y B, la parte lateral inferior, la estructura del techo, el vano motor y el suelo del coche.

El nuevo Rio está equipado con seis airbags y anclajes Isofix para sillas de niño en los asientos delantero del pasajero y los traseros.

Conducción: Reacciones divertidas y seguras con una marcha confortable

Además de ser muy seguro en su conducción, el nuevo Rio se ha desarrollado partiendo de la alegría al volante que ya ofrecía la tercera generación. Los equipos de desarrollo de chasis de Kia han buscado una conducción atractiva, con estabilidad y reacciones ágiles, al tiempo que mejora el confort de suspensión. El Rio se asienta sobre una suspensión delantera independiente tipo McPherson y una trasera de eje torsional.

El desarrollo de una estructura más rígida le ha dado a los equipos de I+D la libertad para crear un sistema de suspensión más dócil. El nuevo modelo se beneficia de un ajuste revisado de los muelles y amortiguadores con relación al anterior, que mejora la facilidad de conducción a cualquier velocidad y facilita que el coche tenga unas reacciones más divertidas y atractivas al conducir.

Comparado con la tercera generación, las modificaciones en el chasis del Rio incluyen: columnas MacPherson y un brazo inferior más rígido en la suspensión delantera y, en la trasera, un eje torsional más elevado que mejora la estabilidad a alta velocidad. La adopción de unos amortiguadores traseros verticales y unos delanteros con tecnología de válvulas lineales precargadas hacen más directa la respuesta al volante y mejoran la respuesta de la suspensión sobre firme irregular. La nueva posición de la cremallera de la dirección asistida aumenta la sensación de autocentrado en el volante. Estos cambios en el bastidor se han diseñado para dotar al Rio de reacciones más rápidas y para mejorar la sensación de confianza que el conductor siente al volante.

Además de todas las tecnologías ADAS, el nuevo Kia Rio cuenta con el Sistema de Gestión de la Estabilidad del Vehículo (Vehicle Stability Management VSM) de Kia con Control Electrónico de Estabilidad (Electronic Stability Control ESC). El VSM asegura la estabilidad en frenada y en curva detectando una eventual pérdida de adherencia y utiliza el ESC para ayudar al conductor a mantener el coche en la trayectoria.

Conectividad: integración total de smartphones Android y Apple

En el centro del salpicadero está el nuevo sistema de infoentretenimiento de Kia. El nuevo Rio puede equipar una pantalla táctil de 5 pulgadas "flotante" para el sistema de sonido con seis altavoces. Los compradores también pueden optar por una pantalla táctil de 7 pulgadas y navegador, con los Servicios de Conectividad de Kia provistos por Tom Tom®, así como Android Auto™ o Apple CarPlay™ para la integración de smartphone.

Los Servicios de Conectividad de Kia, ofrecen una gama muy amplia de informaciones actualizadas, incluida información del tráfico en tiempo real**, alerta sobre cámaras de velocidad**, puntos de interés locales y previsiones meteorológicas. Disponible en los coches con navegador, los Connected Services de Kia no tendrán coste para los clientes europeos durante los siete años posteriores a la compra.

El sistema Android Auto™ del Rio está diseñado para funcionar con teléfonos Android 5.0 (Lollipop) o posteriores. Disponible desde el lanzamiento, Android Auto™ se conecta el teléfono del usuario y le permite acceder a sus aplicaciones y funciones mediante el sistema de infoentretenimiento del coche, como navegación guiada por voz de Google Maps, llamadas y texto de manos libres y reconocimiento de voz. Android Auto™ también hace posible escuchar música en streaming con Google Play Music™ y otros servicios.

Apple CarPlay™, para el iPhone 5 o posterior, habilitará el control por voz de Siri para utilizar varias funciones y aplicaciones del teléfono, como la navegación con Apple Maps, llamadas y dictado de texto. Apple CarPlay™ también incluye otras aplicaciones de audio, como la reproducción de música o audiolibros que los usuarios pueden haber descargado a sus iPhone.

El Kia Rio será el primer coche del segmento B con tomas USB tanto en la parte delantera como en la trasera del habitáculo. Con ellos, los usuarios podrán conectar físicamente un dispositivo móvil al sistema de infoentretenimiento del Rio o recargar las baterías durante la marcha.