Opel Insignia Grand Sport 4x4, llegará en primavera

Opel ha anunciado el lanzamiento de su nuevo Insignia Grand Sport 4x4 con sistema de tracción integral con reparto vectorial del par para finales de esta próxima primavera.  Dotado con una transmisión automática de ocho velocidades, este modelo contará con el sistema de tracción integral a las cuatro ruedas dotado con reparto vectorial del par motor, una avanzada tecnología ya presente en otros modelos del mercado que permitirá a los conductores del nuevo Insignia disfrutar de mayores niveles de dinamismo, comportamiento del vehículo y manejabilidad del mismo.

“El reparto vectorial del par motor representa la tecnología más avanzada para transmitir la potencia a la carretera. El nuevo Insignia con sistema de tracción integral vectorial iguala a lo mejor que haya en la industria en lo que a diversión de conducción se refiere”, ha afirmado William F. Bertagni, vicepresidente de Ingeniería de Vehículos para Europa en Opel.

La tracción integral vectorial es actualmente el mejor sistema para transmitir gran potencia a la carretera, independientemente de que el asfalto esté seco, húmedo, helado o cubierto de nieve, pero el peso adicional y la complejidad de los sistemas convencionales de reparto vectorial del par motor evitan que se pueda cumplir con altos estándares de prestaciones y eficiencia.  Los ingenieros de Opel han resuelto este problema en el caso del nuevo Opel Insignia ya que este incorpora un sistema de tracción integral Twister con un módulo en el eje trasero que lleva un sistema de doble embrague sin diferencial. De esta manera, el sistema de tracción total del Insignia puede aplicar el par motor a una o a ambas ruedas traseras de forma independiente, permitiendo repartir vectorialmente el par en todo el rango de prestaciones del coche.

Así, en curvas cerradas, el sistema traslada más par a la rueda exterior, induciendo el giro sobre el eje vertical (rotación), gracias a lo cual el Insignia gira con mayor precisión, respondiendo de forma más espontánea a las solicitudes del conductor.

El reparto vectorial también contribuye a la seguridad al controlar la distribución del par motor según los cambios en la posición del acelerador, el ángulo de giro del volante y el estado de la carretera, amortiguando el efecto rotacional. Esta utilización inteligente de la distribución del par motor –llamada “amortiguación rotacional” – aporta como resultado un comportamiento más neutro del coche, haciéndolo más estable y más preciso para el conductor.

Además, los conductores del nuevo Insignia Grand Sport podrán elegir la cantidad de “amortiguación rotacional” que mejor se ajuste a su estilo de conducción seleccionando el modo de conducción más adecuado. Para un gran efecto de amortiguación, podrán elegir el modo “Tour”; mientras que, en el modo “Sport”, tendrán menos efecto y, en consecuencia, un comportamiento más deportivo.